ANNUAL EVENT

Encuentro de Santeros
Dic 17, 2017 :: 9am-6pm :: Orocovis, PR

Norberto Cedeño

sanfrancisco-cedenoNace en Toa Alta el 2 de mayo de 1889. Su padre fue Don Pedro Cedeño quien era carpintero pero no fabricaba santos. Su madre, la Sra, Gabriela Calderón era una conocida curandera muy solicitada por los servicios que brindaba. Teodoro Vidal le describe en su libro, "Santeros Puertorriqueños, como de baja estatura , delgado, de tez bronceada, cabellera blanca , bondadosa mirada y manos rústicas y firmes y de pelo blanco". También se dedicaba a la pesca, hacía lápidas, panteones y cruces de cemento para colocarlas en el lugar donde había muerto una persona. También pintaba rótulos, paisajes y fue hasta acróbata de circo.

En su niñez su padre lo enviaba a comprar verduras a la casa de su compadre Juan Vázquez quién vivía en el sector El Cielito de Toa Alta y según el refería aprendió a tallar observando trabajar a Juan Vázquez, un antiguo santero de Toa Alta y a una santera del mismo pueblo llamada Nicomédes Pérez, conocida en el bario como Doña Nico. Cedeño decía que era su vecina en la calle El Melao de Toa Alta. Don Norberto le contó al Dr. Teodoro Vidal que durante los primeros años imitaba el estilo de Nicomédes pero mas tarde se inspiraba en el trabajo de Vázquez. Cuando tenia dificultades reproduciendo algún santo, se iba a su casa a practicar copiándolo repetidas veces hasta que lograba perfeccionarlo.

Hacía milagros o exvotos en forma de niñitos, bastoncitos, piernas , ojos de Santa Lucía, vacas, cerdos y bueyes, los que vendía a cincuenta centavos. Don Walter Murray Chiesa nos ha contado en su libro "Crónica Artesanal Puertorriqueña" que "uno de los momentos mas importantes en la vida del santero Cedeño fue cuando se dedicó , a recorrer los barrios de su pueblo de Toa Alta así como sectores de Corozal , Naranjito y Morovis, reparando y pintando santos de palo." "Fue Cedeno el último santero itinerante de nuestra historia artesanal". En muchas ocasiones Norberto pernoctaba en los hogares de amigos a quienes había visitado en barrios distantes para retocar los santos

Su hija se llamaba Josefa Cedeño. Sus últimos años los pasó con su hija en la Urbanización Pública Ramón Pérez de Toa Alta.

Bibliografia:

Crónica Artesanal Puertorriqueña . Apuntes para una Historia Artesanal de Puerto Rico.

Walter Murray Chiesa . 1996 .

Santeros Puertorriqueños. Teodoro Vidal, Ediciones Alba, San Juan, Puerto Rico. 1979.